Beneficios

¡Una forma deliciosa de cuidarse!



Muchas personas asocian la llegada del buen tiempo y el calor con los helados. Sin embargo comer helados tiene muchos beneficios y en Italia y países de tradición heladera se comen durante todo el año. Este delicioso postre es idóneo para cualquier momento del año ya que es una alimento muy completo y además está muy rico.
Si pensabais que engorda o que perjudica la garganta, nada más lejos de la realidad según un estudio estadounidense que ha demostrado que consumir helado ayuda a quitarse esos kilos que nos sobra, fortalece la masa ósea y ayuda a controlar la tensión arterial.
También son una fuente importante de vitamina B, calcio y proteínas, por lo que si evitamos los atracones de helado tan típicos de las películas americanas, podremos disfrutar del sabor y de las virtudes de los helados.
Entre sus principales beneficios de los helados de leche y yogurt se encuentra el calcio, que cubre hasta un 15% de la cantidad mínima recomendada, por lo que contribuye a que nuestros huesos estén fuertes.
Los helados artesanales tienen un bajo contenido de grasa, alrededor del 6%. Además ayudan a cicatrizar y reducir inflamaciones en las amígdalas. Desde luego, una forma muy sabrosa de cuidarse.
Reducen el estrés y disparan tu felicidad. Es automático, en cuanto le das el primer bocado, se disparan tus hormonas de la felicidad. Comer helado está asociado a un momento de placer, irrepetible… ¡y único! Fuera preocupaciones y estrés.
Paradogicamente es Rusia el país europeo que más helados consume. ¡Atrévete a seguir consumiendo helados en invierno!
 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies